top of page

Sacrificio = Victoria

Luego de estar muchos años alejados de Dios, el pueblo de Israel decidió que era hora de volver a sus brazos. Ayunaron y luego de eso tuvieron miedo a ser atacados y vencidos nuevamente por los filisteos. Ante la amenaza del enemigo y el temor del pueblo, Samuel sacrificó un cordero y clamó al Señor para que los guardara. Y Dios escuchó.

El caminar con Dios no te garantiza una vida fácil (pruebas y temores llegaran a tu vida). Pero sólo TÚ puedes decidir si vas a dejarte vencer por los miedos o vas a ofrecerle tu mejor ofrenda. Sólo TÚ puedes decidir si vas a darle del tiempo que te sobra o si vas a sacrificar noches para darle tus mejores oraciones, humillarte y entregarle tus batallas. Te aseguro que, como con el pueblo de Israel, si es Él quien pelea por ti... SALDRÁS VICTORIOSO!

54 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Niebla

Kommentare


bottom of page